miércoles, 24 de noviembre de 2021

SERIE PASEOS, PARQUES Y JARDINES DE MADRID LXIII: LA ROSALEDA DEL PARQUE DEL OESTE.



La ROSALEDA RAMÓN ORTIZ debe su nombre al jardinero mayor, sucesor de Cecilio Rodríguez, que en 1955, con el apoyo del delegado de Parques y Jardines, Vicente Salgado, tuvo la idea de construir una nueva rosaleda sobre la base del antiguo JARDÍN DE REPOSO levantado tras la reconstrucción postbélica por Cecilio Rodríguez en la zona conocida como "la Llana". El diseño corresponde al arquitecto municipal Lucio Oñoro Domínguez que se encargó de distribuir simétricamente 328 figuras geométricas en una planta circoagonal rodeadas de pérgolas de sombra, a través de caminos y plazoletas, incluyendo estanques y fuentes diversas que vamos a ver, sobre 17.700 m2, inaugurada el 24 de mayo de 1956. Así aguantaría hasta la reforma de 1999 que sustituyó los pabellones de piedra caliza por otros de ladrillo e incluyó diversas reformas adicionales.



En la década de su construcción y coincidiendo con el período atribuido a Ramón Ortiz, se celebraron numerosas exposiciones de arte floral y jardinero, con gran éxito de asistencia de público y participación, que desarrollarían su esplendor entre finales de los sesenta y principios de los setenta del siglo XX en las ferias "de flor y planta" que se celebrarían en el Paseo de Recoletos, en el Prado y posteriormente en El Retiro, donde ya existía la Rosaleda que creó Cecilio Rodríguez hacia 1915 y que es la que actualmente existe (la veremos más adelante, claro). En los tiempos de los concursos citados acudieron con sus trabajos, personajes como Pedro Dot, la familia Camprubí, etc.


En la actualidad tiene una superficie vallada de 32.000 m2 en la que viven más de 20.000 rosales de más de 650 variedades, siendo la mayoría de porte bajo y el resto se reparten entre trepadores, llorones, pie alto, etc. Y para su promoción, se celebra anualmente el "Concurso popular Rosa de Madrid" y el "Concurso Internacional de Rosas Nuevas Villa de Madrid". En el primero participa cualquier visitante con interés en hacerlo, vota la que le parece mejor y recibe a cambio una rosa, entre los votantes de la planta ganadora se sortea un rosal. El segundo concurso es más profesional y similar a otros que se celebran en París, Roma, Ginebra, etc.; a los lados de la entrada se colocan en platabandas agrícolas las variedades premiadas en anteriores ediciones y otras que tienen forma de aspa que son las que contienen las del concurso del año en curso. El resto del recinto alberga la extraordinaria colección de variedades de rosas que podemos apreciar a través de paseos, plazoletas y pérgolas. En 2006 la Rosaleda fue galardonada por la World Federation of Rose Societies con el "Award of Garden Excellence", reconociéndola como una de las rosaledas más impresionantes de todo el mundo.


Una superficie elevada nos permite ver el conjunto de la Rosaleda con la Fuente Preñada a nuestra espalda, quizá llamada así por la forma del pilón, que también era conocida como la fuente de la juventud, en un claro guiño a la presencia de una Venus joven y hermosa que se luce en el centro. Su escultor fue Federico Coullaut-Valera Mendigutía (Madrid, 1912 - 1989) que la realizó en 1955 en granito. A la espalda surgen 38 surtidores a lo largo del lado recto del semicírculo del vaso, que crean una cortina de agua que contrasta con el verde de los cipreses que ocultan el talud trasero. El estilo es propio del academicismo de los años cincuenta, con reminiscencias art-decó a medio camino entre el clasicismo y la figuración abstracta propios de la época.


Frente a ella se alza otro elemento del eje central de agua de la Rosaleda. Una fuente circular llamada Fuente de Primavera de inspiración clásica realizada en piedra en 1955 consistente en una taza aplanada sobre la que un surtidor de bellota derrama un chorro de agua que cae al vaso inferior, al igual que hacen otros 20 surtidores situados en círculo desde dicha taza. Igualmente podemos apreciar a norte y sur, en un eje imaginario y perpendicular al citado, dos fuentes iguales entre ellas, de diseño inconsistente con el resto de ornamentos, montadas en ladrillo rojo que rodea el vaso donde cae el agua de una pequeña taza, con apenas gracia ni estilo. Se supone que datan de la misma época, sin embargo, no casan con las otras fuentes en absoluto.


Completa el eje central trazado por la Fuente Preñada y la Fuente de Primavera, el Estanque de los Nenúfares que da entrada a la puerta por la calle de La Rosaleda. Se trata de un vaso rectangular de aguas mansas rodeado de rosales en el césped que lo separa de los caminos, cuya quietud refleja los cipreses circundantes, diseñado para contener los nenúfares, tal y como se ve en la foto superior. Acompañan a este estanque otros dos pegados a la verja al norte y sur del recinto, realizados en forma de T y con una pérgola sobre ellos en la que lucen rosales que cuando exponen sus pequeñas flores forman un conjunto de gran belleza. También podemos encontrarnos con vasos de piedra de diferente ornamentación y tamaño a lo largo de nuestro recorrido, su motivo es simplemente decorativo. En los pabellones de ladrillo aún queda alguna placa, como la instalada en recuerdo de SAR doña María de las Mercedes en 1964 que da su nombre a uno de los edificios en cuya fachada hay una singular escultura que dibuja una fila de hormigas que avanzan por la pared; hubo otras placas en conmemoración de su inauguración por el entonces alcalde, conde de Mayalde, o del jardinero Mayor Ramon Ortiz, que da su nombre a estos jardines, pero que desaparecieron misteriosamente.


Sin embargo, sí encontramos casi enfrente del eje central de la Rosaleda pero por fuera, este monumento a Enrique Arroyo (1935-1990). El problema es que está en un lateral de la calle que cae sobre un descampando en pronunciada cuesta y carece de acera, así que hay que admirarlo desde el aparcamiento cuidando que no se nos lleven por delante. Fue encargando en 1996 al escultor Santiago de Santiago Hernández (que nos suena de otras muchas obras que hemos visto por la ciudad) por la Asociación de Floristas Iberoamericanos que él mismo había fundado, precisamente en el lugar donde se celebra el Concurso Internacional de Rosas cada año. Ocupa el lugar en el cual estuvo en su día, el monumento a Sor Juana Inés de la Cruz, que fue trasladado al pequeño PARQUE DE FERRAZ (ver aquí), al lado de los JARDINES DEL TEMPLO DE DEBOD (ver aquí).
 

¿Cuál es el signficado que se le da a cada color de las rosas? Sin duda las de color rojo son las más regaladas entre parejas porque significan pasión, también son las más comunes y quizá porque son las más regaladas. Y de ahí que las de color rosa sean las más apreciadas para regalar entre amistades, en reconocimiento de la otra persona por admiración, simpatía, confianza... La rosa blanca, dado que este color es el de la pureza, pueden implicar el amor eterno tanto como los más sinceros deseos y son adecuadas para regalar, por ejemplo, a una persona convaleciente. El amarillo es alegre, optimista, ideal para obsequiar con él a una amistad o familiar que ha conseguido un buen logro. La azul procede de la ingeniería genética efectuada este siglo, pero a pesar de eso se le aplica el significado de la fidelidad, el amor eterno, la amistad inquebrantable. El negro en las rosas es más complicado, pues se asocia dicho color con el luto, sin embargo podría interpretarse como extremo respeto, admiración y elegancia. Y con estas pequeñas pistas, ya tienes un elemento más para saber qué regalar. Aunque azul y negra son muy raras de ver.

ANEXO, 66 CONCURSO INTERNACIONAL

Entre el 13 y 18 de mayo se celebra este concurso, e igual que cada año, el público puede acudir y votar por la rosa que más le guste de entre las participantes en el plazo de convocatoria. En esta ocasión son 79 variedades representando a 25 participantes de 7 países diferentes: Alemania, Bélgica, Dinamarca, España, Estados Unidos, Francia e Italia, cuyas tendrás lucen a la entrada de la Rosaleda. Las categorías participantes se dividen en:

HT (Híbrido de Té): 19 variedades

FLO (Floribunda): 28 variedades

MIN (Miniatura): 4 variedades 

ARB (Arbustivo): 13 variedades

CS (Cubresuelo): 6 variedades

SX: (Trepador): 9 variedades

El 20 de mayo se celebra la votación del concurso por el Jurado, en el que se integra la Comisión Permanente de la Rosaleda. A todo el público que haya acertado con la que el Jurado elija, será obsequiado con un ejemplar de rosa. El tribunal valorará para dicha elección, el seguimiento de la evolución de cada planta y su vigor, la floración, resistencia al clima y a las enfermedades, su perfume, la calidad de la flor, la estética del conjunto de la planta y la novedad de la variedad presentada a concurso. La votación la puedes realizar en el mismo recinto o bien a través de la web:

https://concursopopular.concursorosasmadrid.com


Pero aunque no concurses, lo que está claro es que merece la pena una visita a este recinto cargado de tanta historia y repleto de tanta belleza. No lo dejes para septiembre...

@ 2022, by Santiago Navas Fernández

domingo, 14 de noviembre de 2021

SERIE PASEOS, PARQUES Y JARDINES DE MADRID LXII: EL PARQUE DEL OESTE de Esculturas y Monumentos




Entre la historia y el recuerdo, el arte y la monumentalidad, también existe un recorrido de homenajes pétreos a personajes célebres y otros no tan conocidos que conforman otra ruta aparte, la de los Monumentos y Estatuas del PARQUE DEL OESTE. Algunos desaparecieron a lo largo de los años que lleva el parque funcionando y otros han estado a la espera de la banda inaugural durante varios. Conectando con los Museos al Aire Libre que ya conocemos en este blog, quiero incluir aunque no se anuncia como tal, a éste que vamos a conocer en una sola Zancada a pesar del número de puntos a ver, no he querido dividirlo en dos artículos separados para que tu decidas cómo lo visitas. Lo encuadro dentro de un conjunto con el famoso Museo Urbano de Palomeras en el distrito de Puente de Vallecas (ver aquí) y el de la Castellana conocido como Museo Abierto de Rubén Darío (ver aquí), aunque el del Oeste lo ubico en el ámbito de personajes históricos. Podemos entrar desde Moncloa y seguir la ruta diseñada por el propio Parque y que aparece en sus carteles:

viernes, 5 de noviembre de 2021

SERIE PASEOS, PARQUES Y JARDINES DE MADRID LXI: EL PARQUE DEL OESTE Los Caminos de la Naturaleza.



El plano del PARQUE DEL OESTE se asemeja a una gran L en la que el palo horizontal se equipara en extensión al vertical, hasta llegar a la calle de Francisco y Jacinto Alcántara, es decir, excluimos la Rosaleda y el Templo de Debod en esta figura. De forma que éste palo vertical se circunscriba "imaginariamente", al espacio que va desde la avenida de Séneca hasta el paseo de Moret, el cual traza una línea imaginaria que nos lleva hasta las vías del tren dejando el paseo de Ruperto Chapí en el interior del contorno. Ahí nos vamos a mover, de arriba abajo, para visitar La Ría, la Senda Botánica y otros elementos naturales que nos interesan en este apartado. Más concretamente entre la avenida de Séneca y el paseo de Ruperto Chapí.